Cirugía de glúteos

Cirugía de glúteos

Cuando se menciona la cirugía de aumento de glúteos se hace referencia al procedimiento quirúrgico que permite aumentar el volumen del derriere, introduciendo "implantes" o "injertos", generalmente de silicona. Este aumento también se logra mediante un procedimiento llamado lipoinyección o transferencia de grasa en el cual se utiliza grasa obtenida del mismo paciente, aprovechándola para esculpir el cuerpo. Cada día son más los hombres y mujeres que buscan aplicarse estos procedimientos para resaltar su figura.

A continuación describimos estas 2 formas de gluteoplastia resumidas así:

GLUTEOPLÁSTIA CON INYECCIÓN DE GRASA

Conocida también como BRAZILIAN BUTT LIFT- literalmente técnica "brasilera de levantamiento del trasero", consiste en inyectar grasa para aumentar estratégicamente el volumen de la zona de los glúteos. Esta alternativa a los implantes de silicona, además de novedosa, ofrece resultados de estética con apariencia muy natural. Entre sus ventajas está, que a través de aspiración e inyección, le permite al cirujano modelar el cuerpo, sin la inserción de sustancias extrañas al cuerpo que puedan suscitar rechazo e infección, formación de cápsulas, y asimetrías. De hecho, esta técnica es más sencilla y causa menos dolor en el post operatorio, y por consenso es cada vez más utilizada.

GLUTEOPLÁSTIA CON PRÓTESIS

Es una cirugía que se realiza haciendo cortes de aproximadamente 4 cm. ocultos en la ranura que separa ambos glúteos, y desde allí se accede al bolsillo ubicado bajo cada glúteo mayor, insertando las prótesis.

La tendencia actual dominante es que estas prótesis sean bidimensionales, evolucionando cada vez más hacia formas adaptadas a las características de fisiología específicas de cada paciente, y rellenas con gelatinas o gel cohesivos, que al no ser liquidas, eliminan el riesgo de infiltración de sustancias extrañas al organismo.

Para esta intervención se utiliza anestesia general, aunque también sedación conjunta con anestesia local o epidural (de la cintura para abajo), y dura alrededor de dos horas.

Anestesia:

Se recomienda la anestesia general o peridural (columna).

Procedimiento:

Se realiza una incisión vertical entre las dos nalgas, dirigiéndose desde aquí a cada lado de la nalga, exponiendo el músculo glúteo mayor, para realizar un bolsillo bajo este músculo, donde se colocan las prótesis especialmente diseñadas para esta zona, procediendo a cerrar nuevamente marcando bien la línea ínter glútea.

Se requiere reposo de una semana boca abajo o de lado para evitar que se abra la herida, cuidados de limpieza luego de ir al baño, se formulan antibióticos y analgésicos y una faja para la zona de la cadera.

La duración de la cirugía es de 2 ½ horas