Blefaroplastia

La apariencia de una mirada cansada es la motivación principal para realizarse una cirugía de párpados. El exceso de piel en los párpados y la presencia de bolsas grasas, así como el descenso de las cejas son, frecuentemente, los primeros signos de envejecimiento que aparecen en la cara.

El objetivo del procedimiento es restablecer la apariencia juvenil en el tercio superior facial, otorgándole expresión y naturalidad a esta zona. Además, eliminar la presencia de esas bolsas en los párpados que, incluso, puede llegar a interferir con la visión. El periodo de recuperación es corto, por lo tanto, la reincorporación a las actividades cotidianas es en breve tiempo. La cirugía de párpados es indolora y la inflamación y morados desaparecen rápidamente.

Este procedimiento es ambulatorio, se realiza bajo anestesia local y tarda una hora y media aproximadamente.

El resultado mostrará naturalidad en las zonas que rodean a los párpados.

Anestesia

Este procedimiento tiene una duración de una hora, si son solo dos párpados, o dos horas si son los cuatro párpados. Se realiza bajo anestesia local, con o sin sedación, o con anestesia general, según sea el caso. Es ambulatorio a no ser que existan indicaciones clínicas en el paciente que ameriten su hospitalización.